¿Cuándo fue la última vez que agradeció a un cliente?


 gracias

Este gesto a menudo descuidado es una herramienta de ventas muy poderosa. Estas son algunas de las oportunidades que tiene para agradecer a las personas que hacen negocios con usted.

Cuando se realiza una compra.
Esto puede sonar muy obvio, pero ¿recuerda la última vez que un vendedor le dio las gracias por haber comprado en su tienda? ¿El cajero en el supermercado local le agradeció últimamente? ¿Qué pasa con el empleado de la gasolinera?
No solo hay que agradecer por confiar en nosotros, sino también por ponernos por encima de nuestros competidores.

 Cuando un cliente referencia a otro nuevo.
Gran parte de las ventas se generan por el boca a boca. No perdamos la oportunidad de agradecer a aquellos que llevan consigo a sus familiares o amigos a adquirir un equipo.

Cuando entran en contacto por un problema de servicio.
La mayoría de las empresas no tienen como parte de sus políticas de servicio agradecer a los clientes por sus quejas. Con demasiada frecuencia, los empresarios y los empleados tratan de redirigir la culpa o justificar lo que salió mal en lugar de agradecer a sus clientes por señalar la deficiencia. Sin embargo, cuando los clientes se declaran preocupados por algo, se nos proporciona una oportunidad de oro para tomar medidas correctivas y mejorar el negocio.

Cuando realizan un pago.
Para muchas personas, adquirir un equipo es una inversión que los seguirá por muchos meses. No viene mal agradecer en ventanilla cuando realizan un pago ya que es probable que estén haciendo un esfuerzo para honrar su palabra y cumplir las condiciones del crédito.

Cuando los clientes son leales.
Si tiene clientes a largo plazo es fundamental darles las gracias por su lealtad. A menudo damos por sentado esa lealtad y nos olvidamos de que, como todo el mundo, necesitan sentirse apreciados por su negocio.

En base a artículo publicado en Degerencia.com


Deja un comentario